La piel del rostro es la que está más expuesta al polvo y contaminantes ambientales, factores que la llenan de impurezas, irritan y hacen susceptible al envejecimiento prematuro si no se tiene una higiene adecuada.

La limpieza facial hace un barrido de células muertas e impurezas que se acumulan a diario en la piel, para que permanezca limpia y con una mejor apariencia.

La frecuencia con que debemos realizar una limpieza facial profunda varía dependiendo del tipo de piel. Si el cutis es graso y con puntos oscuros, es bueno hacer una limpieza semanalmente hasta que el rostro consiga un equilibrio que le permita extender la frecuencia de la acción limpiadora a dos semanas.

Otras personas requieren  solo una limpieza facial al mes pues su tipo de piel no exige atenciones tan rigurosas, aunque sí todas agradecen la rutinaria limpieza nocturna diaria para eliminar gran cantidad de residuos como: maquillaje, sudor, polvo, contaminantes ambientales, aceites naturales, células muertas, etc.

Nuestras limpiezas faciales constan de:

  1. Limpieza para remover impurezas de la piel y maquillaje.
  2. Exfoliación para remover células muertas con muchos masajes para activar la circulación.
  3. Vapor para abrir poros y oxigenar la piel.
  4. Extracción suave sin maltratar.
  5. Mascarilla purificante.
  6. Tonificación.
  7. Masaje.
  8. Mascarilla específica.
  9. Crema.

La exfoliación con cepillo y gránulos de limpieza retira células muertas. Se vaporiza la piel para mejorar la circulación facial y dilatar los poros, se hace extracción de comedones (espinillas), luego se aplica mascarilla purificante y aplicación de ozonoterapia con alta frecuencia, para evitar aparición de barritos, que logra desinflamar cualquier enrojecimiento y terminamos con la aplicación de productos que serán escogidos según tu tipo de piel para tonificar, hidratar y evitar infecciones.

En DERMATOLOGÍA FRANCESA cuentas además con la asesoría del médico especialista, para todo tipo de tratamientos y por supuesto del ACNÉ.

Preguntas frecuentes (FAQs):

  • ¿Quién debe realizarse una limpieza facial?

Las personas que quieran cuidar su piel, ya sea porque presenta problemas de acné,  de quistes de retención, de impurezas, falta de vida, de luminosidad, o solo porque desea sentir la piel más suave y limpia.

  • ¿Si me realizo una limpieza facial, puedo recibir sol?

Se recomienda no recibir sol intenso ese mismo día ni al día siguiente ya que la piel se encuentra más sensible a las agresiones externas pero se observa más limpia y llena de vida.

De todas maneras si debes exponerte al sol debes hacerlo con protector solar adecuado para tu tipo de piel y/o tipo de enfermedad cutánea que tengas.

  • ¿Me puedo maquillar luego de una limpieza facial?

No se recomienda maquillarse el mismo día ya que los poros de la piel están abiertos y la piel se encuentra  un poco delicada, es mejor esperar hasta el día siguiente. Si fuera muy necesario el maquillaje, no se recomienda el uso de productos grasosos.

En DERMATOLOGÍA FRANCESA te asesoramos sobre qué productos utilizar según tu tipo de piel.

  • ¿Es dolorosa una limpieza facial?

Hacer una limpieza facial no tiene que ser una tortura, se pueden utilizar productos exfoliantes y desincrustantes para evitar maltratar al extraer las lesiones tipo quistes, impurezas,  lesiones de acné, etc.

Hay que tener en cuenta que  algunas personas son más sensibles, porque al tener un problema en la piel como el acné, la cara puede estar inflamada previamente, en estos casos extraemos dichas lesiones de acné con mucho cuidado y aplicamos mascarillas especiales secantes que contribuyen a tratar el acné y la inflamación.

  • ¿La limpieza se realiza de forma manual o con algún equipo especializado?

  • ¿Qué duración tiene el procedimiento?

Todo depende del tipo de limpieza, tu piel, los productos a utilizar, etc. Aproximadamente tarde 1h, puede ser un poco menos o un poco mas.